Adicción al móvil

La adicción al móvil está muy presente en la sociedad actual. Surgió como un práctico e inofensivo dispositivo con el que poder comunicarnos pero, con la llegada de Internet, cada vez hay personas que manifiestan algún tipo de dependencia y no pueden vivir sin su teléfono. En la actualidad ya se realiza una terapia adicción al móvil para tratarlo. Veamos en qué consiste.

Adicción al móvil: síntomas, consecuencias y tratamiento

Antes de someterse a una terapia adicción al móvil, es importante saber en qué situación te encuentras para identificar si se trata de una verdadera dependencia al uso de los smartphones y otros dispositivos conectados.

Digamos que, hay signos o señales que permiten reconocer si una persona es adicta al teléfono. Son los siguientes:

  • Revisar los mensajes nada más despertar: si una persona se despierta y lo primero que hace es coger el móvil para revisar todos los mensajes, confirma que tiene un tipo de dependencia con el dispositivo.
  • Pasar mucho tiempo con el móvil: otro de los signos que confirman que se trata de una adicción al móvil, pasa por dedicar excesivo tiempo al uso de estos dispositivos. Si se necesita recibir una dosis cada vez mayor para satisfacerse, es que algo malo está pasando.
  • Ansiedad si no está a la vista: otra de las señales que pueden llevar a necesitar una terapia adicción al móvil pasa por sentir esa ansiedad que se genera cuando el teléfono no se encuentra a la vista. 
  • Conflictos por su excesivo uso: ¿discutes con tu pareja porque te dice que estás todo el día con el móvil? ¿Quedas con tus amigos y te dicen lo mismo? Si muchas personas te riñen para que dejes el móvil y te recuerdan la cantidad de horas que le dedicas cada día, es que algo pasa. Sobre todo si eso genera un conflicto.
  • Recaídas: imagínate que sospechas que tienes una adicción al móvil e instalas una app que te mide el tiempo que pasas conectado. Si la configuras para no excederte de una cierta cantidad pero no eres capaz de cumplirlo, estarías sufriendo una recaída.

Estas son algunas señales que confirman la adicción al móvil. Es por ello, que es importante estar pendiente e identificarlas lo antes posible; porque cuanto antes se coja el problema más fácil y rápido se solucionará.

¿Qué consecuencias tiene un uso excesivo?

Hay personas que afirman sentir una adicción al móvil pero no quieren someterse a terapia, porque se sienten felices y no creen que se encuentren haciendo nada malo. En muchos casos, se sienten así porque desconocen sus consecuencias:

  • Dolor de cuello y sobre la columna vertebral: al tener el cuello bajado y malas posturas por estar tanto tiempo sentado con el móvil, es fácil volverse sedentario y hacer cada vez menos actividad física. Esto es muy negativo para la salud física.
  • Dolor en manos y dedos: de tanto darle a las teclas y a la pantalla, es uno de los dolores más frecuentes derivados de la adicción al móvil.
  • Insomnio: los problemas para dormir derivados del uso de la tecnología hasta altas horas de la madrugada es el día a día de muchas personas. Es muy peligroso llegar a este punto. Lo ideal es no usar el móvil justo antes de irse a la cama, al menos para poder dormir.
  • Dolor de cabeza: al estar expuestos a mucha información durante horas puede hacerte sentir que la cabeza te estalla y te dificulta a la hora de trabajar, estudiar o de llevar una vida saludable junto a los tuyos.
  • Problemas para respirar: dependiendo de cómo se tengan colocados los dispositivos móviles o tabletas que se usan pueden crear una sensación de opresión en el pecho, así como de dificultad para respirar.
  • Ansiedad y estrés: el hecho de sentir ansiedad o estrés cuando se puede usar el móvil o cuando se tiene algún problema en redes sociales, también puede provocar grandes trastornos y conflictos en el día a día.

¿Cómo es una terapia adicción al móvil? ¿En qué consiste el tratamiento?

Ahora que conoces las señales y las consecuencias derivadas de la adicción al móvil, ¿cómo es el tratamiento en sí o la terapia? 

El objetivo de la terapia, es que recuperes el control sobre tu vida y no tengas esa dependencia total sobre el uso del teléfono móvil. Para empezar, es importante analizar para qué se usa el móvil y por qué se utiliza tanto, porque a veces, hay un problema oculto bajo una adicción.

De esta forma y teniendo en cuenta las necesidades de cada paciente, se podrá trabajar el problema de base a la vez que daremos unas ciertas pautas para controlar la adicción al móvil en el día a día y que desaparezca.

Con un tratamiento o terapia adicción al móvil por parte de psicólogos especializados, conseguirás superar la adicción al móvil.

Da el primer paso:

Si piensas que lo que lees te identifica a ti, o a alguien de tu entorno, busca un sitio específico en el trato de las adicciones. Si quieres una primera visita de valoración, no dudes en ponerte en contacto con nosotros, la primera visita es gratuita, te asesoraremos de todas las opciones terapéuticas que existen para su trastorno.


Hace falta mucho valor para reconocer que tienes un problema de adicción y que necesitas ayuda. El hecho de que ahora mismo estés leyendo esto significa que tú tienes ese valor. Nuestro equipo profesional, en el que se encuentran miembros con experiencias en adicciones, estarán encantados de responder a cualquier pregunta que te surja. Estamos deseando poder ayudarte.

Menú

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.

ACEPTAR
Aviso de cookies